Protección Laboral http://www.proteccion-laboral.com Publicación de equipos, accesorios y vestuario para la seguridad en el trabajo. Fri, 30 Jan 2015 11:39:21 +0000 es-ES hourly 1 ¿Por qué agredimos? http://www.proteccion-laboral.com/por-que-agredimos-teorias-de-la-violencia/ http://www.proteccion-laboral.com/por-que-agredimos-teorias-de-la-violencia/#comments Fri, 30 Jan 2015 09:00:33 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9126 Son muchas las teorías sobre la agresión (sustanciación de la violencia). Como rasgo común podemos establecer la existencia de una pulsión innata en los humanos, que puede estar inducida por diversos factores, y ante la cual no todos los individuos reaccionan de la misma manera. Nos referiremos en este ‘post’ a las teorías más invocadas.

-Teoría de la frustración-agresión (Dollard & Miller)

Sus postulados básicos, que no escapan a la influencia freudiana según diversos autores, plantean que la agresión es siempre consecuencia directa de una frustración previa, la existencia de una frustración siempre conduce a alguna forma de agresión (Dollard y col. 1939). En 1941, Miller modifica la hipótesis original al reconocer que muchas personas han aprendido a responder a sus frustraciones de forma no agresiva; es decir, reprimen una respuesta violenta automática ante la frustración.

-Teoría de la transferencia de excitación (Zillmann)

Una situación emocional previa (una discusión de tráfico, por ejemplo) puede transferirse a una nueva situación (castigo del niño al llegar a casa) por una activación inespecífica (el niño no ha hecho los deberes). Cuanto más excitados estamos, más agresivamente respondemos, transfiriendo la excitación de unas situaciones a otras.

Hay otras hipótesis sobre la agresión:

-Teoría de los instintos. Antigua y polémica, sostiene que la agresión es una conducta heredada más que aprendida. Freud concluyó que los humanos nacen con el instinto de la agresión, impulso que no es posible erradicar. En esta línea dialéctica, Konrad Lorenz (1968) concebía la agresión como un recurso de adaptación esencial para la supervivencia.

-Teoría del aprendizaje social. El comportamiento agresivo tendría un importante componente biológico, cuyos moduladores (forma, momento, intensidad, circunstancias de la agresión) dependen de conductas aprendidas a través de vivencias previas.

-Hipótesis temperatura-agresión. Existen varias hipótesis sobre este particular, que vinculan la temperatura y la agresión, siendo el disconfort térmico o un déficit termo-regulador los resortes capaces de desencadenar respuestas violentas. El aumento de la temperatura basal no sólo tiene repercusiones fisiológicas sino también conductuales.

 Hoy día, la violencia no sería una condición necesaria para sobrevivir sino más bien “el recurso de los incompetentes, el miedo a las ideas de los demás, y la poca fe en las propias”

 El hombre, lobo para el hombre

Sea por la causa que fuere, vivimos inmersos en la violencia, que parece ser un rasgo muy humano. ¿Cuántas veces hemos oído aquella sentencia de los clásicos del pensamiento político moderno de que “el hombre es un lobo para el hombre”? Este concepto ya no necesita demostración, basta con observar lo que ocurre a nuestro alrededor.

Haciendo un ejercicio de antropología recreativa, algunos pensadores intentan localizar el origen de la violencia humana. Dicen que nuestra especie nació en la barbarie y aprendió a sobrevivir con el uso de la fuerza, tanto bruta como racional. La violencia en los albores de la humanidad sería como una respuesta de adaptación a ultranza a un medio muy hostil. Sin embargo, conquistadas cotas de seguridad razonables, el hombre persistió en el ejercicio de la violencia. Esta vez no contra las fuerzas de la naturaleza o las fieras, sino contra el propio hombre. El ejercicio de la violencia sería, para quienes formulan estas teorías, una reminiscencia ancestral, cultural o ‘lúdica’ que no se ha erradicado del comportamiento humano, y cuya manifestación más civilizada sería nuestra afición a la competición deportiva, por ejemplo. El enfrentamiento deportivo es una concesión regulada a nuestro ánimo belicoso. Ya sabemos que más de una competición exacerbada en el terreno deportivo ha acabado saldándose como batalla campal, con heridos, contusionados y hasta muertos. Pese a la evolución de la especie –quizás habría que decir involución-, la fiera “dormita” en nuestro interior y tiene abruptos despertares en los lugares de trabajo, la cola del supermercado, una gasolinera o la oficina de empleo (antiguo INEM), basta con que el agresor sienta frustración y no controle sus impulsos más primarios.

Afortunadamente existen alegatos brillantes contra la violencia, entre éstos proponemos el que dice: “la violencia es el recurso de los incompetentes, el miedo a las ideas de los demás, y la poca fe en las propias”.

Con independencia de sus causas, la sociedad actual debe neutralizar la violencia y promover la prevención y erradicación de las conductas violentas, en el trabajo y en otros ámbitos de nuestras vidas.

Día Mundial de la No Violencia en las escuelas
Tal día como hoy hace 67 años murió Mohandas Karamchand Gandhi, más conocido como Mahatma (Alma Grande) Gandhi. Líder político hindú que fue y sigue siendo referente mundial en la lucha pacífica y cinco veces nominado para el Premio Nobel de la Paz. Gandhi es la figura central del movimiento de independencia indio y de la protesta pacífica. Irónicamente, murió asesinado por un radical hinduista relacionado con grupos ultraderechistas. Por este motivo hoy se celebra el día de la no violencia en las escuelas, aunque el 2 de octubre –nacimiento de Gandhi- se conmemora también a nivel mundial el día de la No Violencia. Y por eso hemos dedicado este mes varias entradas a hablar de la violencia laboral en sus múltiples formas.

Manuel Domene. Periodista

 

 

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/por-que-agredimos-teorias-de-la-violencia/feed/ 0
@falseguridad, un must en redes sociales http://www.proteccion-laboral.com/falseguridad-un-must-en-redes-sociales/ http://www.proteccion-laboral.com/falseguridad-un-must-en-redes-sociales/#comments Wed, 28 Jan 2015 10:39:50 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9117 Nuevo año, nuevos retos. Y en este caso unos retos con mucho potencial. El hecho de que una marca especializada y de calidad como FAL Seguridad se estrene en el mundo blogger solo pueden significar buenas noticias.

El blog de FAL

En la red encontraremos un nuevo lugar donde se compartirán consejos sobre un buen calzado de seguridad (características, buen uso, mantenimiento, innovación, novedades…), así como también actualidad en temas de prevención de riesgos laborales (normativas, innovaciones, casos prácticos…), y recomendaciones saludables para jornadas de trabajo (posturas, alimentación, vestimenta…). En fin, un nuevo rincón virtual en el que adentrarse si eres un apasionado de la PRL. Y si no, también.

Fal Seguridad en redes sociales

Fal Seguridad en redes sociales

Redes sociales

En cuanto a los perfiles sociales, en los que ya se les puede seguir, son: Twitter (@falseguridad), Linkedin, Google+ y Youtube. En todos ellos la empresa compartirá actualidad sobre sus productos, innovación tecnológica y consejos  relacionados con el calzado de seguridad tanto para la industria, como para fuerzas de seguridad y bomberos.

El objetivo final, como todas las empresas que se adentran en el infinito mundo virtual es convertirse en una plataforma más de ayuda a sus clientes, creando cercanía, manteniendo unos valores y principios, personalizando la marca y buscando ser el principal asesor del usuario, en este caso de calzado de seguridad, y por lo tanto convertirse en marca de referencia.

¡Mucha suerte en esta nueva aventura, compañeros!

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/falseguridad-un-must-en-redes-sociales/feed/ 2
Solo uno de cada ocho trabajadores está satisfecho http://www.proteccion-laboral.com/solo-uno-de-cada-ocho-trabajadores-esta-satisfecho/ http://www.proteccion-laboral.com/solo-uno-de-cada-ocho-trabajadores-esta-satisfecho/#comments Wed, 28 Jan 2015 08:32:36 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9109 El informe Gallup del 2013 sobre el bienestar laboral se llama State of the Global Workplace. En él aparecen los trabajadores “not engaged”, traducido como desconectados, un término que se acerca precisamente a un sentimiento de descontento y hastío hacia la empresa a la que pertenece el trabajador.

El State of the Global Workplace es un informe de publicación anual que, desde los años 90 recoge información del compromiso y la satisfacción de los trabajadores de todo el mundo.

El informe se desarrolla mediante encuestas en 142 países y es respondido por 25 millones de empleados, convirtiéndose en una excelente referencia de análisis de la situación laboral de los trabajadores a nivel mundial.

¿Cómo se prepara este informe?

Gallup desarrolló el estudio Global Workplace a partir de las respuestas de trabajadores en relación a varios temas. Se pregunta a los trabajadores si creen que tienen las herramientas necesarias para trabajar, si tienen amigos en la oficina, o si alguien les reconoce la valía e importancia de su labor, entre otros muchos temas.

Cuestionario Gallup sobre satisfacción en el trabajo (2013)

Cuestionario Gallup sobre satisfacción en el trabajo (2013)

¿Y los resultados?

Como resultado se categorizan las respuestas en tres grupos: los comprometidos (engaged), los no comprometidos o desconectados (not engaged) y los activamente desconectados (actively disengaged). Los primeros trabajan con ganas y motivación, están vinculados con la empresa y sienten los logros de ésta como suyos. Tienen iniciativa y trabajan para mejorar el funcionamiento global de la compañía. De estos, en España hay un 18%.

En suma, el 87% de trabajadores de todo el mundo, según Gallup, “están desconectados emocionalmente de sus lugares de trabajo y tienen menos posibilidades de ser productivos”. En otras palabras, el trabajo es más a menudo una fuente de frustración que de superación personal.

Los segundos, van a “echar las horas”. Obviamente trabajan e intentan hacer su labor lo mejor que pueden, pero no con el objetivo de mejorar la empresa, sino de no ser despedidos. El último grupo no solo está insatisfecho, sino que lo comunican activamente. En España, concretamente, un 62% están descontentos y un sorprendente 20% (Un 2% más de los satisfechos) están activamente descontentos/desconectados.

Datos informe Gallup 2013 sobre satisfacción en el trabajo

Datos informe Gallup 2013 sobre satisfacción en el trabajo

Las conclusiones de este estudio, publicadas el pasado octubre, señalan que solo el 13% de empleados a nivel mundial están comprometidos con su trabajo, un 63% están desconectados y el 24% restante activamente desconectados, lo que significa que solo uno de cada 8 trabajadores están realmente satisfechos con el trabajo que desarrollan.

Estados Unidos y Canadá lideran el ranking de compromiso (29%)  y África y Oriente Medio el contrario, con un 53% de actively disengaged.

 

¿Estáis de acuerdo con el informe? ¿En qué categoría estaríais vosotros? Vale la pena reflexionar con las preguntas del cuestionario. Al principio del artículo tenéis el link al informe completo. Nosotros hoy solo os presentamos los datos, porque de estos, solo hay unos. Explicaciones para ellos, demasiadas.

 

 

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/solo-uno-de-cada-ocho-trabajadores-esta-satisfecho/feed/ 0
Implementar la igualdad: un reto sencillo http://www.proteccion-laboral.com/implementar-la-igualdad-un-reto-sencillo/ http://www.proteccion-laboral.com/implementar-la-igualdad-un-reto-sencillo/#comments Mon, 26 Jan 2015 09:11:52 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9103 Pese a lo que pueda aparecer a nivel individual, los datos macro no engañan y nos demuestran que todavía queda mucho camino por recorrer en cuestiones de igualdad de sexo. Que los maridos planchen o que las mujeres dirijan una reunión no es algo que debiera sorprendernos. Pero a algunos todavía les produce ese efecto. El informe de 2014 sobre los Objetivos de Desarrollo del Milenio elaborado por las Naciones Unidas deja todavía muchos retos por alcanzar.

Gráfico 1

Gráfico 1

Gráfico2

Gráfico2

 

Los datos son más esperanzadores año tras año, aunque no por ello alcanzan los niveles que se esperan. Por ello, además de las iniciativas a nivel global, que obviamente no deben fallar, el nivel local es el más operativo. A nivel local, las expectativas se pueden convertir en realidad más fácilmente.

Piensa globalmente y actúa localmente

Una iniciativa nacida hace escasos meses, concretamente en octubre del pasado año, podría ser la línea de salida para empezar a implementar la igualdad en nuestras pequeñas, medianas o grandes empresas, y también en organismos públicos.

Aunque muchas compañías creen que llevar a cabo un Plan de Igualdad es una carga de trabajo y una carga de tiempo y esfuerzo que no se pueden permitir, a la vez quieren comprometerse con la igualdad para seguir creciendo y ser cada vez más competitivas.

Es evidente que la igualdad va ligada directamente al talento, entre otros beneficios, porque la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres es ya un valor empresarial que marca la diferencia en la búsqueda de la competitividad.

Los beneficios de la igualdad son más que tangibles, como demuestran los datos a nivel macro de Naciones Unidas: la inversión en educación de las mujeres marca el grado de desarrollo de un país. Porque invertir en igualdad es invertir en aprovechamiento del talento.

Un plan de Igualdad, un reto a corto plazo

Emformo es una empresa catalana dedicada las soluciones e-learning que apuesta por la igualdad y la paridad en las empresas. Emformo ha lanzado un formulario el cual, una vez cumplimentado, hace una radiografía de igualdad a la compañía que lo solicite. De esta forma se puede identificar al grado de igualdad que existe en la empresa y trabajar para mejorarlo día a día.

Una vez analizado el cuestionario inicial se elaborará un prediagnóstico que se entregará a la organización sobre las principales líneas de trabajo, garantizando la confidencialidad de los datos.

 

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/implementar-la-igualdad-un-reto-sencillo/feed/ 0
Network Mobbing: nuevos tipos de violencia laboral http://www.proteccion-laboral.com/network-mobbing-nuevos-tipos-de-violencia-laboral/ http://www.proteccion-laboral.com/network-mobbing-nuevos-tipos-de-violencia-laboral/#comments Thu, 22 Jan 2015 08:30:24 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9091 Después de dedicarle varias entradas a la violencia física, y a la clasificación de los diferentes tipos de violencia que se pueden ejercer, pensábamos que habíamos acabado. Pero un usuario nos recordó que la violencia o el acoso en redes sociales e internet, a pesar de ser un nuevo problema, no es menos importante.

Muchas veces más dolorosa, la violencia psicológica y el acoso laboral son más difíciles de identificar de entrada, por eso una vez localizados el dolor ha calado ya demasiado hondo.

Internet y las redes sociales no son cosa de adolescentes. No únicamente. El 96% de la población mundial usa el e-mail para comunicarse, y el 62% también las redes sociales.

Por ello no es de extrañar que más de un 75% de tus compañeros de trabajo tengan Facebook. O Twitter. O ambas. Las reticencias a añadir a los nuevos colegas se diluyen a medida que las tardes de cañas aumentan, hasta que llega el día que, por lo que sea –por la cantidad de cañas a la hora o porque quieres invitarles a ir de barbacoa- les agregas a Facebook.

Eso no es malo, de hecho es quizás el proceso natural de las relaciones humanas del siglo XXI. Peroconlleva riesgos a veces impredecibles.

¿Qué es el Network Mobbing?

Un ascenso, una complicidad con el jefe o el simple trabajo bien hecho pueden despertar la ira de algún compañero tóxico. Si éste dispone de los medios suficientes, podría emprender una estrategia de acoso y derribo que podría llegar a provocar a la víctima daños psicológicos imuy graves.

El Network Mobbing es un tipo de acoso laboral donde se humilla, se ataca y se deja en evidencia mediante rumores o chismes a uno o más compañeros de trabajo a través del mail y las redes sociales.

El peligro potencial, más allá de los presentes en otros tipos de acoso psicológico como la depresión, ansiedad, estrés e incluso pánico, es el alcance que puede llegar a tener este tipo de hostigamiento.

Las reticencias a añadir a los nuevos colegas se diluyen a medida que las tardes de cañas aumentan, hasta que llega el día que, por lo que sea –por la cantidad de cañas a la hora o porque quieres invitarles a ir de barbacoa- les agregas a Facebook.

A diferencia del acoso, llamémoslo tradicional, este tipo de ataque puede llegar mucho más lejos. Si el agresor se lo propone no será suficiente con que la víctima cambie de empresa o departamento, ya que el hostigador se dedicará a expandir imágenes humillantes o comentarios degradantes en redes sociales e internet, provocando una imagen distorsionada y vejatoria de la víctima en la red. Una imagen que llegará a cualquier usuario que se preste a teclear el nombre de la víctima en el navegador, en cualquier lugar del mundo.

Network mobbing. Imagen de Ivonsencia Blogspot

Network mobbing. Imagen de Ivonsencia Blogspot

 

Por suerte, aunque no es suficiente para acabar con el problema, hace pocos meses Google ha habilitado un formulario para que cualquiera pueda ejercer el derecho al olvido cumpliendo las indicaciones de una Sentencia del Tribunal de Justicia de la UE.

Otra dificultad añadida es la imposibilidad de refugiarse fuera del ámbito de acoso. Al tratarse de la red, la víctima puede verse encerrada en un círculo de hostigamiento imposible de sortear, ya que los ataques se dan mediante su teléfono móvil, su e-mail y sus redes sociales.

Pese a que las opciones de bloqueo son un parche bastante útil, es mejor controlar y separar los círculos sociales, y por supuesto, aprender a detectar la mínima señal para acudir a un profesional y poner freno a lo que podría ser un destrozo de la reputación y la autoestima del afectado.

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/network-mobbing-nuevos-tipos-de-violencia-laboral/feed/ 0
Absentismo, crisis y otras variables http://www.proteccion-laboral.com/absentismo-crisis-y-otras-variables/ http://www.proteccion-laboral.com/absentismo-crisis-y-otras-variables/#comments Wed, 21 Jan 2015 08:37:27 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9083 La recuperación y la mayor seguridad en el trabajo aumentan la duración de las bajas me parece una afirmación cuanto menos osada.

Con ello no niego la afirmación contraria, que podría presentarse de este modo: “La crisis provoca un descenso de las bajas laborales, y por lo tanto, bajan los niveles de absentismo, situándose estos en un 2,95% en el año 2012”

Aunque las cifras no mienten, a veces, o casi siempre, la simplicidad de un titular es demasiado peligrosa.

Partiremos de la hipótesis –la veracidad de la cual me cuestiono seriamente- que la crisis está pasando y que esos brotes verdes son reales. Y que por ello, los datos de absentismo aumentan de nuevo situándose en un 3,5%. ¿Significa eso que ese 0,55% que antes no faltaba al trabajo, y ahora sí, está fingiendo una enfermedad? ¿Son ese 0,55% de la población unos vagos? Simplistas, nos podemos poner todos.

“La recuperación y la mayor seguridad en el trabajo aumentan la duración de las bajas”

Curiosamente, los países donde más absentismo laboral hay son aquellos donde la cobertura social está más extendida. Son aquellos donde una baja no cuesta días de salario y son aquellos donde un trabajador puede acceder a los servicios sanitarios a coste cero.

Aunque en ningún momento se puede negar que existe -y que hay que erradicar- esa tendencia cultural tan nuestra, llamémosla “la picaresca española”, no  hay que echarle la culpa de todo.

Quizás la hipótesis debería plantearse al revés. ¿Por qué en los países donde la sanidad es un negocio hay menos absentismo? ¿Es que están los empleados más comprometidos con las empresas? ¿O es que quizás, y solo quizás, no pueden permitirse enfermar? ¿Son esos 10 días perdidos al año en España una tasa muy elevada de absentismo, o por el contrario, son esos 4 días de EEUU una tasa sorprendentemente baja? ¿Ha reparado alguien en los niveles de presentismo de dichos países? ¿Podrían ser inversamente proporcionales? Un dato curioso: Con la pandemia de la Gripe A, más de ocho millones de trabajadores estadounidenses acudieron al lugar de trabajo pese a estar enfermos y pese al clima de histeria sospechosamente creado respecto a la enfermedad.

En este sentido, resulta evidente que el tipo de contrato, la precariedad laboral y la facilidad de despido son factores claves para faltar (o no) al lugar de trabajo. El miedo a perderlo hace que muchas personas acudan en condiciones de salud cuestionables a trabajar, y ya no solo hablamos del malestar del afectado, sino de la probabilidad de contagio a sus compañeros, que obviamente se multiplica de forma exponencial.  

La lacra del absentismo persigue a este país desde hace décadas, no es algo circunstancial. Aunque en ningún momento se puede negar que existe -y que hay que erradicar- esa tendencia cultural tan nuestra, llamémosla “la picaresca española”, no  hay que echarle la culpa de todo.

No es momento de entrar a profundizar sobre otros muchos indicadores -aunque es imprescindible mencionarlos- que probablemente inciden directamente en las cifras de absentismo, además de la famosa crisis.

Estoy hablando de las condiciones laborales, del bienestar físico y psicológico del empleado, de la satisfacción y de la conciliación familiar. La coyuntura es algo a tener en cuenta, pero la cultura empresarial de este país puede ser crucial para controlar los niveles de absentismo.

Me arriesgaría a decir que en el caso hipotético de que los factores anteriores marcaran la cultura empresarial en España, los estudios sobre absentismo podrían perder protagonismo.

Paula Llull. Politóloga y periodista.

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/absentismo-crisis-y-otras-variables/feed/ 0
Violencia sanitaria: insultos y agresiones a la orden del día http://www.proteccion-laboral.com/violencia-sanitaria-insultos-y-agresiones-a-la-orden-del-dia/ http://www.proteccion-laboral.com/violencia-sanitaria-insultos-y-agresiones-a-la-orden-del-dia/#comments Mon, 19 Jan 2015 09:57:53 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9071 “Sufrimos coacciones, nos insultan. Ya no se trata tan sólo de actos violentos en los que se produce una agresión física sino en situaciones de distinta índole que hacen más duro el día a día” (El País, 2011)

De nuevo sorprende como un colectivo que trabaja precisamente para ayudar a mejorar la salud de los demás es a la vez un grupo de profesionales que reciben ataques y sufren lesiones por parte de los usuarios del servicio. Violencia laboral que de nuevo aparece, como en las aulas, en un lugar de lo más inesperado.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS)  y la OIT (Organización internacional del Trabajo) los profesionales sanitarios sufren un elevado nivel de estrés y un alto riesgo de violencia en el trabajo. Es más, casi un 25% de la violencia en el trabajo corresponde al ámbito sanitario, afectando a más de la mitad de los trabajadores del sector. Pese a ello, hasta el 2009 no se empezaron a unificar criterios para registrar estos ataques.

En el año 2009 nace el Observatorio de Agresiones de la OMC bajo el lema “Ante las agresiones a médicos, tolerancia cero”. El detonante que convirtió el proyecto en realidad fue la muerte de la doctora María Eugenia Moreno, una residente de 34 años que fue asesinada por un paciente mientras trabajaba en un centro de salud de Moratalla (Murcia). Aunque, por suerte, lo de María Eugenia es un caso relativamente aislado, gran parte del colectivo médico sufre ataques, no solo físicos, sino verbales. La violencia verbal, algo menos tangible pero igual o quizás a veces más peligrosa que la agresión física, protagoniza infinidad de escenas en las salas de espera de consultas y hospitales.

El objetivo principal del observatorio pues, trata de establecer acciones encaminadas a evitar en la medida de lo posible estas agresiones que, además de repercutir gravemente en la salud y en la calidad de vida del profesional agredido, afecta de forma sustancial al funcionamiento colectivo de los profesionales sanitarios.

Los datos, que empiezan a conocerse a partir de 2010, no dejan de sorprender.

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

 Las 1.714 agresiones recogidas en los últimos cuatro años sufridas por médicos en el ejercicio de su profesión se traducen en lesiones, amenazas, coacciones, maltrato, hurto, injurias o vejaciones. Los motivos de estos ataques se deben mayoritariamente a discrepancias ante la atención médica y por emitir informes médicos no acordes con las exigencias del agresor. En el transcurso de estos cuatro años, este último ha aumentado de forma considerable (del 6% al 11%) mientras que los demás se mantienen constantes.

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

 Aunque todo apunta a la desesperación de algunos pacientes por las consecuencias de los recortes como causa principal de esos impulsos violentos, por desgracia no existen informes unificados que fechen años antes de la llegada de la crisis. Aun así, un dato que podría indicarnos que hemos elegido una hipótesis acertada es justamente el aumento de la violencia en urgencias. En cuatro años, los ataques en urgencias han aumentado un 10%. Lugar donde precisamente la atención universal está dejando de existir.

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

En agresiones por cada mil habitantes se registran Ceuta y Melilla como la más peligrosa, seguida por Extremadura y Cantabria. Asturias tiene un índice de 1’22 y el resto de comunidades se sitúan por debajo del 1.

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

Violencia sanitaria

Por último, se han registrado 109 sentencias judiciales por agresiones a médicos. De estas, 39 han sido consideradas delitos contra la autoridad pública. El resto, faltas.

Por comunidades, Andalucía es la que más casos ha registrado (80), seguida de Cataluña (50) y Madrid (44). El observatorio trabaja ahora para unificar los criterios en el trato ante estos ataques y afrontar el problema de una forma conjunta registrando datos de todas las comunidades autónomas bajo un solo informe.

En unos años se tendrán datos más significativos, y esperamos que mucho más reducidos. Es imprescindible realizar protocolos de protección y prevención de este colectivo, que es precisamente el que nos mantiene con salud a todos.

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/violencia-sanitaria-insultos-y-agresiones-a-la-orden-del-dia/feed/ 0
Regala lujo, regala chalecos antibalas http://www.proteccion-laboral.com/regala-lujo-regala-chalecos-antibalas/ http://www.proteccion-laboral.com/regala-lujo-regala-chalecos-antibalas/#comments Thu, 15 Jan 2015 07:34:11 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9050 Una de dos, o el kevlar es considerado ahora un material de lujo, o bien los presupuestos públicos destinados a la protección de los trabajadores de alto riesgo son más bien escasos.

Parece ser que la agente de policía muerta en Vigo el pasado noviembre no disponía de chaleco antibalas para mujeres. Es más, en la unidad donde trabajaba Vanessa (así se llamaba la agente) hay 30 funcionarios y sólo 10 chalecos antibalas exteriores. Según algunos medios, la UPR (Unidad de Prevención y Reacción) de Vigo dio a conocer que podría haber más EPIs, pero que no se habían repartido a los agentes. En concreto, la Dirección General de Policía había enviado a esa unidad cuatro chalecos interiores de uso individual, pero aún no habían sido asignados y en el momento del incidente se encontraban en su embalaje original.

Según los datos facilitados por los distintos sindicatos policiales, sólo 300 de los 3.000 policías de Galicia tienen asignado un chaleco. Si esta escasez ya llama la atención cuando analizamos la situación general de los trabajadores, la cosa se pone aun peor cuando ponemos el foco únicamente en las mujeres.

Estaría bien preguntarse cuáles son las tallas de esos 10 chalecos exteriores de los que hablábamos antes, ya que es muy posible que haya pocos o ninguno específico para mujeres.

El Sindicato Unificado de Policía advirtió en su momento que pediría explicaciones sobre “las pobres inversiones que nuestros gobernantes y la cúpula policial destinan a la protección personal de los policías”.

En respuesta a la polémica desatada, algunos responsables apelaban a la ínfima posibilidad de que este tipo de atracos impliquen muertes y disparos, y por eso no se contempla como una operación de alto riesgo. Parece ser que un nuevo Cisne Negro llegó a Vigo el pasado noviembre, llevándose por delante la vida de una trabajadora.

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/regala-lujo-regala-chalecos-antibalas/feed/ 0
Algo va mal: en Charlie Hebdo no eran necesarios los Epis http://www.proteccion-laboral.com/algo-va-mal-en-charlie-hebdo-no-eran-necesarios-los-epis/ http://www.proteccion-laboral.com/algo-va-mal-en-charlie-hebdo-no-eran-necesarios-los-epis/#comments Tue, 13 Jan 2015 08:24:58 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9057 No tenía que pasar. No fue un accidente laboral ni una falta de prevención. Solo fue una locura. Pese a que en esta historia no hay EPIs ni irresponsabilidades laborales, no podemos olvidarnos de un colectivo que sufre riesgos muy graves y muchas veces silenciados, relativizados e incluso olvidados. Y no podemos dejar de rendir homenaje a las víctimas de uno de los atentados más impactantes de estos últimos años.

La libertad de expresión como riesgo laboral

La labor de un periodista en una redacción no debería conllevar ningún riesgo más allá de cortarse con un papel. Y mucho menos un riesgo vital. El hecho de jugarse la vida por escribir –o dibujar- lo que uno piensa no es más que el resultado de una violación del derecho a la libertad de expresión. También es el resultado del miedo y la intolerancia.

1992-2014, datos de dos décadas oscuras

En 2014 se recuentan un total de 60 periodistas fallecidos durante el ejercicio de su profesión, en comparación con los 70 que murieron en 2013 según el CPJ (Comitee to Protect Journalists). De esos 60, el 44% murieron asesinados.

Gráfico 1: Muertes de periodistas asesinados en 2014 y muertes de periodistas desde el año 1992 con países más peligrosos

Gráfico 1: Muertes de periodistas asesinados en 2014 y muertes de periodistas desde el año 1992 con países más peligrosos

Pese a lo que muchos podrían pensar, los reporteros de guerra (o los periodistas muertos en combate o fuego cruzado) representan menos de un 20% de las defunciones. Nos encontramos frente a un elevado porcentaje de muertes o ataques que provienen, presuntamente, de las fuerzas del orden, gobiernos y grupos políticos.

Grafico 2: No todos los verdugos son islamistas

Grafico 2: No todos los verdugos son islamistas

Los mismos que -se presupone- deben respetar la libertad de expresión son los que más miedo le tienen. A esto le añadimos  que el 50% de los periodistas muertos desde el 1992  fueron periodistas especializados en política, y que las casualidades no suelen existir.

Los motivos ideológicos se siguen cobrando víctimas inocentes en pleno siglo XXI. Desde el 92, la cifra asciende al 66%: 734 periodistas asesinados por hacer su trabajo, o peor, convertidos en cabezas de turco, víctimas de un odio histórico entre naciones, grupos étnicos y religiones. Un odio sobre el que ellos querían escribir.

Pese a lo que muchos podrían pensar, los reporteros de guerra (o los periodistas muertos en combate o fuego cruzado) representan menos de un 20% de las defunciones.
El periodista británico David Cawthorne Haines asesinado por el Estado Islámico

El periodista británico David Cawthorne Haines asesinado por el Estado Islámico

Impunidad y olvido

Sorprende, por último, el elevado porcentaje de impunidad en los autores de dichas muertes. Desde el año 92, la justicia ha impartido dictamen sobre un 12% de las muertes, de forma total o parcial. Los autores del 88% restante, han quedado impunes. 

Parafraseando a V, “los ideales son a prueba de balas”, y la libertad de expresión, también.

In Memoriam. Próxima portada de CH: "Se buscan seis ilustradores"

In Memoriam. Próxima portada de CH: “Se buscan seis ilustradores”

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/algo-va-mal-en-charlie-hebdo-no-eran-necesarios-los-epis/feed/ 0
Las disfonías, riesgo típico del profesorado http://www.proteccion-laboral.com/las-disfonias-riesgo-tipico-del-profesorado/ http://www.proteccion-laboral.com/las-disfonias-riesgo-tipico-del-profesorado/#comments Mon, 12 Jan 2015 09:35:24 +0000 http://www.proteccion-laboral.com/?p=9043 La voz es una herramienta de trabajo para diferentes profesionales. El mal uso o el abuso provocan no sólo una pérdida funcional temporal, sino que pueden desembocar en una patología laboral. De ahí que el estudio de las características y la frecuencia de las alteraciones de la voz esté también contemplado en la Ley de Prevención de Riesgos Laborales (31/95). El trastorno de la voz, o disfonía, es uno de los riesgos laborales más frecuentes que afronta el profesorado.

Aula. Imagen de Pixabay

Aula. Imagen de Pixabay

La voz (fonación) es el sonido que se origina por la vibración de las cuerdas vocales en la laringe. Vehículo de comunicación fundamental, esta facultad humana tiene unas cualidades acústicas, como son el timbre, volumen, tono, duración o velocidad, y ritmo, que confieren la ‘personalidad’ del sonido. Si se produce el colapso total de la fonación, perdemos la voz, circunstancia que suele ser temporal y conocemos como afonía.

Docentes, profesionales de la voz

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) considera al profesorado como la primera categoría profesional con riesgo de contraer enfermedades profesionales de la voz. El problema también afecta a actores, cantantes o locutores de radio y televisión.

Mientras que la incidencia de los trastornos de voz es de un 5% en el conjunto de la población, se estima que entre los docentes la tasa de trastornos de voz puede oscilar, según los diferentes estudios sobre este particular, entre el 17-57%. El 70% de los casos se deberían a sobreesfuerzos y malos hábitos al hablar, por la utilización de un volumen por encima del ruido ambiental o por hablar por encima de la capacidad media de fonación. Las diferencias dentro del colectivo de profesores vienen determinadas por variables como son el tiempo de exposición y las características individuales.

El docente es uno de los grupos profesionales que necesita la voz para poder desarrollar su trabajo. La carga vocal es alta por diversas circunstancias, siendo las más frecuentes la necesidad de hablar con volumen elevado durante buena parte de la jornada laboral y, a menudo, en unas condiciones ambientales desfavorables, que conducen al sobreesfuerzo de las cuerdas vocales.

Entre los docentes la tasa de trastornos de voz puede oscilar, según los diferentes estudios sobre este particular, entre el 17-57%

Trastorno de la voz

El trastorno de la voz o disfonía es la alteración de las cualidades acústicas básicas de la voz (timbre, altura e intensidad). Hay tres tipos de disfonía:

-Disfonías funcionales. La alteración de las cualidades vocales sólo afecta a dicha función, por lo que no existe ningún otro tipo de lesión. Aparecen por la utilización inadecuada de la voz, normalizándose cuando se restablece un uso correcto del aparato fonador (básicamente con la relajación de las cuerdas vocales).

-Disfonías orgánicas. Son la manifestación de alteraciones de la laringe (u órganos adyacentes) que provocan una modificación de las características de la voz. Pueden ser alteraciones congénitas, (malformaciones o membranas), alteraciones adquiridas (tumores malignos y diversos tipos de inflamación de la laringe), traumatismos externos, enfermedades neurológicas (parálisis de las cuerdas vocales), procesos alérgicos y enfermedades endocrinas (hipotiroidismo, laringopatía premenstrual, etc.).

-Disfonías mixtas. Son el resultado del mal uso persistente o abuso vocal; es decir, un tiempo excesivo de uso de la voz, o la fonación mantenida con una elevada intensidad. Esta situación produce cambios en la estructura micro-celular de las cuerdas vocales que afectan a sus características biomecánicas. Esta afección, aguda en su fase inicial, remite cuando se pone fin al sobreesfuerzo. Si el docente persiste en su abuso vocal, los cambios de las cuerdas pueden cronificarse y degenerar hacia lesiones de naturaleza inflamatorio-edematosa, como edemas, nódulos, pólipos y pseudo-quistes.

-Nódulos vocales. Lesión de carácter traumático en el aparato fonador, que se incluyó hace pocos años en la lista de Enfermedades Profesionales (EP). De pequeño tamaño, se localizan en el borde libre de las cuerdas vocales (pudiendo afectar a una o a ambas). Suelen aparecer en el punto nodular (centro de la parte vibrátil de las cuerdas) por recaer en ese punto el mayor impacto derivado de la fonación.

 

Manuel Domene, Periodista

LinkedInFacebookGoogle+Google GmailMeneameCompartir

]]>
http://www.proteccion-laboral.com/las-disfonias-riesgo-tipico-del-profesorado/feed/ 0